Si consideramos la hipótesis de un mercado de capitales eficiente en el cual no existen costes de transacción y que los dividendos no transmiten información al mercado, se podría decir que la política de dividendos es irrelevante para el valor de la empresa (postura defendida por Modigliani y Miller), ya que si ésta incrementa los dividendos distribuidos, debería emitir un mayor número de acciones para hacer frente al pago de dichos dividendos, lo que dará lugar a una reducción en el valor de la acción y, por tanto, el valor de la empresa permanecerá estable. Así, los aumentos de dividendos percibidos por los accionistas antiguos serán contrarrestados con una pérdida de valor en sus acciones.

A pesar de que las hipótesis en las que se basa esta postura son irreales, en la práctica, muchas empresas compensan los incrementos de dividendos con emisión de nuevas acciones.

Por otro lado (en oposición a la postura de Modigliani y Miller, y dejando a un lado las hipótesis anteriores) existe otra postura, la cual defiende que la política de dividendos sí afecta al valor de la empresa. El reparto de dividendos afecta a las decisiones de los inversores. Un pago de dividendos estable y creciente es una señal de salud financiera. Y, si por el contrario, se produce una disminución en el reparto de dividendos, aumentará la incertidumbre de los inversores.

¿Qué cambios se producen en la retribución de dividendos en las empresas españolas?

BBVA

El grupo financiero tiene como prioridad la retribución a sus accionistas. Por ello, ha mantenido el pago de dividendos durante el período de crisis en 0.42€ por acción.

Además, en el último período, BBVA ha añadido una modalidad de dividendo opción en dos de sus pagos anuales, para que los accionistas puedan optar a beneficios fiscales.

Telefónica

Ante el contexto económico y financiero actual, la compañía, siguiendo una gestión prudente y mitigando posibles riesgos, decidió cancelar su dividendo de 2012 y retomarlo en 2013 con un pago de dividendo por acción de 0.75€. Los dividendos susceptibles por la suspensión de retribución a los accionistas son los del segundo semestre de 2012 y primer semestre de 2013.

La decisión de suspensión del pago de retribuciones ha supuesto para Telefónica un ahorro de 6.800 millones de euros y ahorros adicionales en el segundo semestre de 2013 y en adelante.

La empresa quiere conseguir así reducir la deuda, mejorando su balance, así como alejarse de los factores externos que afectan a España.

La compañía apuesta por una política de “dividendo flexible” que le permite compaginar los objetivos de solvencia y liquidez.

Con el plan de dividendo flexible permite a sus accionistas elegir la forma de recibir dividendos entre tres opciones:

  1. Pago en efectivo a sus accionistas en torno a los 0.3€ brutos por acción.
  2. Obtener acciones de la compañía sin retención fiscal y gratuitamente, dependiendo del número de derechos de asignación, por importe equivalente al dividendo.
  3. Vender los derechos de asignación gratuita en el mercado, opción que estaría sujeta a retención fiscal y no se le puede garantizar el precio percibido por los mismos.

La compañía llevará a cabo una ampliación de capital de hasta 919 millones de euros.

Inditex

La compañía Inditex apuesta por la retribución a sus accionistas, y se ha convertido en la empresa española que ha pagado mayores dividendos en el año 2012.

La empresa textil ha realizado el abono de dividendo bruto de 0.90€ por acción en el segundo pago de dividendos de 2012.

Por tanto, la rentabilidad media del dividendo de la compañía textil ha sido en 2012 del 1.70%.

La política actual de dividendos de Inditex es retribuir a sus accionistas un mínimo de hasta el 50% del beneficio obtenido.

Para concluir y realizando una comparativa de las retribuciones a los accionistas de las empresas españolas (ver gráfico 1), Inditex se convierte en la empresa que ha realizado un mayor pago en dividendos en relación al resto de compañías.

Gráfico 1. Reparto de dividendos (€/acción) de las principales compañías españolas

BBVA Telefónica Iberdrola Inditex
€/acción 0.42 0.75 0.3 0.90

Hasta la actualidad, las empresas españolas con más relevancia en cuanto al pago de dividendos eran Telefónica y la banca. Sin embargo, la compañía Inditex ha logrado incrementar los dividendos pagados, por el respaldo de su posición financiera y porque, a pesar de la crisis económica actual, Inditex logra seguir creciendo.