sidearea-img-1
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit, sed diam nonummy nibh euismod tincidunt ut laoreet dolore magna aliquam erat volutpat.
sidearea-img-2 sidearea-img-3 sidearea-img-4 sidearea-img-5

Recent News

Newsletter

[contact-form-7 404 "Not Found"]

Autora: María Teresa Uriel

Recientemente se ha publicado el desarrollo de la Ley de Emprendedores que se votará próximamente en las Cortes Regionales de Castilla-La Mancha, cuyo objeto será promover la actividad empresarial y la generación de empleo.

Hasta ahora, la apertura de un nuevo local, llevaba un procedimiento que duraba entre 6 y 18 meses.

Las medidas que se van a llevar a cabo serán la simplificación de los requisistos legales y administrativos y la introducción de incentivos para facilitar la iniciativa emprendedora y la creación de empresas, su financiación y su posterior desarrollo, incluso aquellas empresas que no hayan tenido éxito en su primera iniciativa debido a la coyuntura económica, se les dé una segunda oportunidad para volver a poner en marcha su proyecto.

Se ha ampliado el catálogo de actividades de las licencias “express” en Castilla-La Mancha que se beneficiaran empresas de alimentacion, servicios, asesoramiento y comercio minorista. Se eliminarán todas las autorizaciones o licencias previas para los establecimientos de menos de 300 metros cuadrados. Así se conseguirá agilizar todos los trámites y reducir los costes que esto conlleva para conseguir que los empresarios abran nuevos negocios y se consiga generar puestos de trabajo.

Muchos autónomos atraviesan situaciones difíciles, sobre todo a nivel de falta de financiación por parte de las entidades bancarias y a los mayores requerimientos de solvencia o el incremento de los costes de financiación a los bancos, junto con otros factores, que hacen que aumenten las dificultades para la obtención de créditos bancarios, por eso los gobiernos regionales firman convenios con las entidades bancarias para adquirir financiación para los proyectos empresariales, por lo que se pretende que este tipo de medidas ayuden a impulsar la confianza dentro del sector.

Otro de los aspectos que pretenden contemplarse en la nueva Ley es la lucha contra la competencia desleal, es decir, evitar prácticas contrarias a las bases de la honestidad y la buena fe, realizadas en materia de industria y de comercio, que supone los falsos autónomos o la economía sumergida. Para evitar esta economía sumergida algunas medidas que se podrían llevar a cabo son la de facilitar las primeras cuotas que deben afrontar los autónomos, como es el caso de las tasas o licencias de apertura o impuestos y que estos se aplazasen el tiempo necesario hasta que los negocios empezasen a generar dinero.

También es importante el acceso de información para autónomos para facilitarles las pautas y los pasos necesarios que han de seguir para poner en marcha su propio negocio.

Por último, la Ley serviría para animar a los jóvenes emprendedores que cada vez más demandan más ayudas y más facilidades para la financiación, un colectivo que empieza con mínimos recursos y que cuenta con muchas dificultades para emprender.