sidearea-img-1
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit, sed diam nonummy nibh euismod tincidunt ut laoreet dolore magna aliquam erat volutpat.
sidearea-img-2 sidearea-img-3 sidearea-img-4 sidearea-img-5

Recent News

Newsletter

[contact-form-7 404 "Not Found"]

Autor: Miguel Ángel Campayo Corominas

Según un reciente estudio realizado por , estudiante de Albacete de la Licenciatura de Administración y Dirección de Empresas, la intención emprendedora por parte de los alumnos de la  es poco significativa aunque se refleja una mayor intención por crear una empresa de los hombres respecto a las mujeres. La intención emprendedora de las mujeres continúa siendo escasa a día de hoy, aunque cabe destacar un aumento paulatino de la misma durante los últimos años. Por ello, las diferencias con respecto a perfil emprendedor entre ambos sexos son cada vez menores.

Existen numerosos obstáculos, tanto externos como internos, que hacen que estos estudiantes se acaben decantando por rechazar la opción de crear su propia empresa en el futuro. De hecho, apenas un 5% de ellos muestra una clara predisposición a emprender. La cultura empresarial española, o la falta de apoyo financiero, son algunas de las causas más importantes que determinan por qué España es un país poco emprendedor respecto al resto de países europeos. Por el contrario, cabe destacar que aquellos jóvenes que tienen algún familiar cercano e influyente o con un negocio propio normalmente muestran un mayor interés por emprender.

Al ser consciente de este problema, la UCLM intenta fomentar la intención emprendedora entre los estudiantes a través de distintos cursos, jornadas, seminarios y talleres. Es manifiesto el interés por mostrar a los jóvenes una vía alternativa como es el autoempleo, rompiendo con los estereotipos vinculados muchas veces con la figura del emprendedor. La  ofrece diversas asignaturas integradas en su plan docente que están destinadas a desarrollar el interés por emprender un negocio propio, como puede ser “Creación de Empresas” o “Dirección de la Empresa Familiar”.

Por su parte, cabe destacar el esfuerzo realizado por el CIPE dado que pone a disposición del alumno diferentes talleres en los que podrá conocer cómo se elabora un plan de empresa, los trámites de constitución de la misma y todo lo necesario para su puesta en marcha.

Es destacable la gran dificultad relativa a la financiación para poner en marcha una empresa. El dato que proporciona el  refleja la preocupante situación de las PYMES españolas pues la mitad de estas empresas no pudieron acceder a un crédito para fomentar su actividad empresarial.

Para conseguir revertir esta escasa intención emprendedora, el Consejo de Ministros ha aprobado varias medidas para fomentar la creación de nuevas empresas y mejorar la situación de las existentes. Las más destacadas son la disminución del Impuesto sobre Sociedades para las PYMES o la agilización en la constitución de sociedades con la reducción de costes y trámites, siendo posible la creación de una empresa en un solo día.

Es evidente que vivimos una situación económica muy difícil, superando la tasa de paro el 20%, pero esto provoca que también surjan oportunidades en el mercado que, sin duda alguna, deberíamos plantearnos aprovechar. Una alternativa que llevan a cabo personas que han quedado sin trabajo es cobrar todo su subsidio de golpe para poder emprender su propio negocio y no depender de una “ayuda” limitada y temporal que únicamente soluciona su situación a corto plazo.

En conclusión, todo cambio económico, sea bueno o malo, hay que aprovecharlo para poder crear nuevas ideas de negocio que ayuden a contribuir a nuestra economía. Hay que asumir que existe un riesgo al emprender pero también debemos ser conscientes de que las personas siguen consumiendo bienes y servicios, y es ahí donde se encuentra nuestra oportunidad para crear una empresa que satisfaga las necesidades de los consumidores.